Encurtidos, así se hacen

El encurtido es un sencillo método de conserva que consiste en poner vegetales en salmuera o saladas con sal seca y envasarlos en vinagre aromatizado con especias.

La mayoría de los vegetales son saldos con salmuera (una mezcla de agua y sal). La sal seca se utiliza sobre todo en vegetales con mucha agua, como los calabacines y los pepinillos.

Encurtidos, así se hacen

Para hacer un encurtido, se utiliza un vinagre que tenga como mínimo 5% de ácido acético, y las especias tienen que estar en remojo en el vinagre, al menos 24 horas antes para que cojan todo su sabor.

Aunque se pueden comprar ya hechos, también se pueden hacer en casa fácilmente, y serán mucho más saludables que los comerciales.

Para preparar los encurtidos, primero hay que lavar y cortar los vegetales para salarlos. Lo ideal es cortarlos en trozos del tamaño de un bocado, para no tener que cortarlos después.

Para preparar la salmuera, mezclamos 50 gr de sal por cada 575 ml de agua fría, esta cantidad servirá para 500 gr de vegetales.

En un recipiente, se debe poner los vegetales cortados en la mezcla de salmuera, y dejarlos de 12 a 14 horas. Los alimentos tienen que estar bien sumergidos.

En el caso de que el vegetal tenga mucha concentración de agua, lo debemos salar en seco, extendiéndolos en capas y repartiendo una proporción de sal de 1 cucharada por cada 500 gr de vegetales. Así hay que dejarlo de 12 a 48 horas.

También se pueden hacer encurtidos dulces. Para ello hay que pinchar las frutas para que no se arruguen, y cocerlas en el vinagre aromatizado (con clavo, canela, jengibre y canela) hasta que estén tiernas.

Una vez transcurridos los tiempos de espera, se escurren los vegetales, lavándolos bajo el agua para eliminar el exceso de sal que tendrán.

Ahora sólo queda embotarlos. Tendremos que preparar los frascos, hirviéndolos en agua caliente durante 5 minutos para que puedan sellarse herméticamente y esterilizarse. Una vez que estén bien secos, los llenamos con los vegetales y el vinagre aromatizado, dejando 1,5 cm de espacio en la superficie.

Los vegetales deben estar completamente cubiertos con el vinagre, de forma que si alguno no lo está habrá que sacarlos. También se pueden hacer mezclas de varios ingredientes en un mismo tarro, como aceitunas, pepinillos y cebolletas.

Tapamos los tarros y los etiquetamos con la fecha de elaboración y el contenido. Pero no los podremos comer de inmediato, hay que esperar de 3 semanas a 3 meses antes de consumirlos, dependiendo de lo que indiquen las recetas.

Estos frascos pueden mantenerse en buenas condiciones hasta un año sin estropearse.